Sus resultados de búsqueda
Publicado por max-rm en 29 septiembre, 2017
| 0

Es primavera, y tanto compradores como vendedores deben estar preparados para las ventas rápidas, nuevas negociaciones y cambios de estrategia. En un periodo donde reconocer a la comunidad, los potenciales clientes y las condiciones bajo las cuales ocurren nuestras compras o ventas, te obligan a optimizar tiempo y recursos, es que se hace fundamental conocer tips para aprovechar la temporada de primavera al máximo.

Para compradores:

Mantenerse abierto a nuevas opciones: Quienes llevan tiempo en el mundo inmobiliario siempre recomiendan tener listo un plan B. Es decir, si estamos dispuestos a comprar, también debemos considerar la posibilidad de firmar algún contrato de arrendamiento.

Revisa tus finanzas: Antes de cerrar cualquier acuerdo -en la vida en general, pero sobre todo en el mundo inmobiliario- fíjate conscientemente en el rango de pago que estás dispuesto a solventar. Junto a esto, evalúa todas las variables que inciden en las preferencias de gastos, para así evaluar las opciones que tienes de re-ordenar tus finanzas y mantener tu futura hipoteca a largo plazo.

Busca asesoría: Tomate el tiempo que necesites para encontrar un agente, que posea experiencia, credibilidad y sepa aprovechar y visualizar las oportunidades. De esto puede depender el éxito de tu próxima compra.

Sácale partido a tu asesoría: Mantén un trato fluido con tu agente inmobiliario y asegúrate que tus pretensiones sean las mismas que concibe él o ella, para así canalizar recursos y energías en un mismo método de compra.

Para los vendedores:

Una imagen vale más que mil palabras: Para multiplicar tus opciones de éxito debes saber que necesitas tener una buena imagen en Internet. Para esto, fotos o videos de calidad del inmueble con descripciones detalladas, permitirán a los compradores conocer tu propiedad de manera real, práctica y directa, haciendo del contacto para la futura venta un ejercicio mucho más fluido.

Confíe en un agente desde el comienzo: La experiencia nos indica que es mucho más seguro, claro y exitoso trabajar desde el primer minuto con agentes inmobiliarios. Su propiedad será ofertada con excelencia y tendrá el respaldo legal necesario para sentirse en confianza durante la negociación.

Ve el hogar que vendes con ojos de comprador: Realiza las mejoras que estén a tu alcance en la propiedad que vendes, antes de ofertarla. De esta forma aumentas las posibilidades de obtener un mejor precio y una mejor recepción a la hora de la negociación.

Intenta más de una estrategia: Considera siempre empezar desde cero, sobre todo si tu publicación lleva un buen tiempo. También evalúa ajustar el precio de venta o las condiciones establecidas, con la idea de siempre estar generando actividades que mantengan vigente tu venta.

Deje un mensaje

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.